lunes, 28 de enero de 2013

domingo, 20 de enero de 2013





  Te alcanzo y pruebo. Este viaje surge  para que yo viva y  muera. Navegas en mis aguas. Nos reunimos por siempre en el confín de los cielos. Mostrémonos lo dulce que es el agua de sal en boca de quienes aman . Quiero resucitar en tu ahogo, amoroso. Soy fuerte como la montaña, como tu semilla  que renuevas. Amar no cuesta, cuando  depende todo de tu mirada, cuando  duermo enmudecida al lado de su árbol amado. Soñar no cuesta entonces, cuando yo, sedienta, te nombro. 



Tengo todos los colores del mar inundados en el alma,  paisajes grabados en la piel, y desde entonces, amo diferente.  Quiero esa cadena de días de la suerte en cada imagen, que va y regresa con tu nombre. Te leeré cada vez que mis ojos cierren, cada vez que mis ojos, Sol,  te busquen. Cada vez que el mar me habite y  se riegue sin remedio entre los dedos. Te llevo y beso desde mis razones, desde este sueño que mira su luna llena cuando no estés. 

"Diferente" de Rosario Flores, como decir: derretirse ante una copa de helados de cereza desde tu boca. https://www.youtube.com/watch?v=CkOw0i4EESM

viernes, 11 de enero de 2013

Neruda despidió así a Miguel Hernández


A la muerte de su amigo, el poeta chileno escribiría algo que podría considerarse la definición de la palabra alumbrar en todas sus acepciones:
.
“Recordar a Miguel Hernández, que desapareció en la oscuridad, y recordarlo a plena luz, es un deber de España, un deber de amor. Pocos poetas tan generosos y luminosos como el muchachón de Orihuela cuya estatua se levantará algún día entre los azahares de su dormida tierra. No tenía Miguel la luz cenital del Sur como los poetas rectilíneos de Andalucía sino una luz de tierra, de mañana pedregosa, luz espesa de panal despertando. Con esta materia dura como el oro, viva como la sangre, trazó su poesía duradera. ¡Y este fue el hombre que aquel momento de España desterró a la sombra! ¡os toca ahora y siempre sacarlo de su cárcel mortal, iluminarlo con su valentía y su martirio, enseñarlo como ejemplo de corazón purísimo! ¡Darle la luz! ¡Dársela a golpes de recuerdo, a paletadas de claridad que lo revelen, arcángel de una gloria terrestre que cayó en la noche armado con la espada de la luz!”


lunes, 7 de enero de 2013

Foto de mi abuelo materno Luis Federico Castro Barquero http://www.teletica.com/noticias/72806-Hijos-de-emigrantes-engrosan-la-lista-...